Ser Productiva

LOS 4 SECRETOS DE LA PRODUCTIVIDAD (SEGÚN LAS PERSONAS MÁS EXITOSAS)

Una temperatura demasiado baja en la oficina, demasiado alta en los meses de verano o un evento deportivo importante. ¿Qué tienen en común? Todos son factores que hacen que la productividad laboral caiga en picado.

Obviamente, todos ellos tienen fácil solución para que el nivel de productividad vuelva a las cotas habituales. Pero hoy no te vamos  a hablar de cómo remediar estos escollos temporales para la productividad laboral, sino que te vamos a desvelar los secretos de líderes multimillonarios como Mark Zuckerberg (Facebook), Carlos Ghosn (Nissan) o Bill Gates (Microsoft) para ser realmente productivos.

1. Nuevos grandes retos

Mantenerse productivo pasa por fijarse nuevos grandes retos y tomarse muy en serio los pasos a seguir para alcanzar el objetivo. Mark Zuckerberg, cada año, se plantea un nuevo reto. De esta manera, aprende cosas nuevas y crece más allá de sus rutinas y su zona de confort. Aprender chino mandarino, conocer a una persona nueva cada día más allá del ámbito laboral, adquirir nuevas habilidades… En definitiva, fíjate un gran objetivo a cumplir en un espacio de tiempo determinado y que suponga salir de tu zona de confort, aprender cosas nuevas o adquirir nuevas habilidades.

2. Un día, un tema

La manera en la que estructuras tu día puede acabar con tu productividad o llevarla a lo más alto. Jack Dorsey, co fundador de Twitter, decidió que asignaría a cada día un tema o un trabajo en concreto en el que estar totalmente concentrado. Por ejemplo, los martes los dedicaría a desarrollo de producto y no atendería otros asuntos  que no estuvieran relacionados con producto. Por su parte, Dustin Moskovitz, co fundador de Facebook estableció los “miércoles sin reuniones” para tener un día a la semana en el que poder estar totalmente concentrados en su trabajo.



3. Límites

Pon límites a tus tareas, acótalas en el tiempo (y cúmplelo). Las reuniones no deben durar más de hora y media (por ejemplo), las llamadas quince minutos o los e-mails no pueden tener más de una determinada extensión. Limita tus tareas y verás cómo dejas de perderte en llamadas interminables o en larguísimas respuestas de e-mail, ganando más tiempo para centrarte en lo verdaderamente importante.

4. Máxima concentración

Concentración, concentración y concentración. Finalmente, es el secreto más importante de la productividad. Allá por su veintena, Bill Gates adoptó una técnica de productividad llamada “Deep work”. Así, se dedicó a reservar períodos de tiempo cada semana para trabajar en los trabajos que le suponían un mayor reto. Sin interrupciones, sin distracciones, casi sin dormir. Dejó todo a un lado para centrarse en su objetivo y esto le ayudó a conseguir resultados asombrosos en un tiempo record.

Fuente: https://www.inc.com

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *